Seleccionar página

Manu Terán aka Size y su Robert Baratheon se llevaron la mayoría de los votos en el último concurso de diseños del blog. Analizamos su carta desde varias perspectivas. No olvidéis que podéis probarla y jugar con ella en http://megametateki.com !

Para incluir la carta en http://megametateki.com: ¨Robert Baratheon (TdCore)¨

Gracias Rapero, una vez más, por tu excelente trabajo con la ilustración!

El diseño lore

La carta es incontestablemente lore. Las versiones de Robert Baratheon suelen centrarse en su extraordinaria fuerza o en ensalzar su carisma y poder. Sin embargo Size le da una vuelta de tuerca al personaje y refleja en su diseño la influencia de su muerte. Algo que a mí parecer es sencillamente brillante, pocas cartas en Juego de Tronos LCG están diseñadas desde esta perspectiva.

Cuando Robert murió todo el universo de Canción de Hielo y Fuego se tambaleó, sembrando una incertidumbre en los Siete Reinos y Más allá del Mar Angosto que fue el caldo de cultivo de uno de los ejes argumentales de la saga: La Guerra de los Cinco Reyes. Durante los momentos inmediatamente posteriores a esta muerte(el equivalente a un turno) todos los poderes de Poniente tomaron decisiones precipitadas y los errores se sucedieron uno tras otro (todos se arrodillaron).

Además el detalle de que suceda tras perder la dominación (Robert ya no tenía ningún poder real sobre su propio reino) y de forma forzada (asesinado) es la guinda del pastel.

El diseño jugable

El concurso exigía un igualador de la partida, lo que conocemos como reset. Si bien estamos acostumbrados a los resets tipo Valar Morghulis, lo cierto es que valía cualquier igualador de cualquier estado de la partida. Y efectivamente, arrodillar todas las cartas en juego es un modo de equiparar el estado de todas las cartas del juego.

A nivel jugable es difícil discernir la capacidad de la carta, lo cual no hace sino darle más valor al diseño. Es un igualador que no se activa totalmente a placer, y menos en una casa que habitualmente juega a dominar, y lo que puede ser peor, que puede activarse cuando menos nos interesa. Esto hace que la carta requiera una construcción muy cuidada y que pueda irnos en contra si no la cuadramos bien en nuestras barajas y en el desarrollo de la partida.

El coste 5 la termina de balancear, puede que en demasía ya que es uno de los peores costes para cuadrar en las barajas. Por otro lado los  iconos y el renombre le dan un toque versátil que va más allá de su faceta de reset, con un cuerpo que tiene mucho que decir al final de la partida.

Sólo le pongo una pega a nivel personal. Creo que era innecesario evitar su salvación, eso la puede inestabilizar lo suficiente como para que no viera juego. Por wording y por reglas no habría nada excesivamente roto, si lo salvas, pues no arrodillas.

Conclusión

Desde aquí aprobamos con creces el trabajo de Manu. Es cierto que de todos los tipos de reset es la opción menos arriesgada (ya que los efectos de eliminar mesa son mucho más difíciles de diseñar) pero la ejecución está muy cerca de la perfección a nuestro gusto. Una prueba de que el diseño es bueno es que es difícil decir si el efecto es bueno o malo solo leyéndolo, lo cual suele ser el resultado de un diseño meditado.

Una carta tremendamente interesante que impulsaría estilos de juego en Baratheon alejado de lo que normalmente acostumbra, pero que a la vez encaja con el dibujo de la casa. Robert Baratheon muere si dejas de dominar en poniente, pero nunca dejarás de hacerlo…o si?

Nuestra más sincera enhorabuena Manu!